Blog de un Formador en Formación

Construyendo mi PLE, organizando mi Currículum

Tesis

TÍTULO DE LA TESIS:
EFECTOS DE UN PROGRAMA DE EDUCACIÓN FÍSICA SOBRE LA PERCEPCIÓN CORPORAL, EL AUTOCONCEPTO, LA AUTOESTIMA Y  LA CONDICIÓN FÍSICA EN EL ALUMNADO DE TERCER CICLO DE EDUCACIÓN PRIMARIA.
DIRECTORES:
DRA. DÑA. MARIA DEL MAR CEPERO GONZÁLEZ y DR. D. JOSE ANTONIO PÉREZ TURPIN

Un proyecto de tres años muy intensos que me llevó a buscar mi mejor versión, que puso al límite mi capacidad y mi paciencia. Agradecido enormemente a todas las personas que me ayudaron de un modo u otro… por ellos/as debo comenzar con los agradecimiento y las dedicatorias…..

DEDICATORIAS

A mi madre, por su amor incondicional y su profunda entrega en mi educación, por todas las noches en vela, por todos los momentos de enfermedad, por todos los momentos que no se cuentan pero que son cuenta de una madre, por ti.

A mi pareja, por su paciencia cuando estaba escribiendo, por ser mi compañera de viaje en mis aventuras y las que nos quedan, por ser mi compañera de proyecto de vida, por ser ella en el esplendor de su sonrisa y, simplemente, por estar a mi lado.

A mi hermano, para que le sirva de inspiración y de motivación en el camino de sus sueños…

A mi familia, por su apoyo y ánimo…. en particular a Álvaro, por todo lo que compartimos…

            A Maya, por ser mi fiel escudera y acompañarme en mis horas de soledad.

 Y, a esa persona, que sin estar presente…. ya eres parte de mi.

AGRADECIMIENTOS

Gracias de todo corazón a mis directores de tesis, Mar y Jose Antonio, por acompañarme y guiarme en mi camino hacia la construcción de esta obra. En particular a ti Mar, por tu dedicación y consejo, completándome y mejorándome como profesional y como persona, has tenido la infinita paciencia y la chispa para agitar mi inspiración.

Gracias a todos y todas mis maestros y maestras que en su labor, supieron tallar en mi cuerpo y en mi alma, la belleza y la perfección de mis virtudes y me enseñaron a compensar mis defectos, especialmente Juan Torres, quien ha sido mi modelo y ejemplo a seguir, dejando una profunda huella para la eternidad.

Gracias a todos y todas mis compañeros y compañeras del grupo de investigación, por vuestro apoyo y consejo en la elaboración de esta obra. No existen palabras que puedan aglutinar mi agradecimiento hacia vuestra ayuda, muchísimas gracias.

Gracias a todos y todas mis compañeros y compañeras de colegio Atalaya, por vuestra paciencia y comprensión…, en especial a Antonio y Enrique, los tutores de los chicos y chicas de la investigación que colaboraron desinteresadamente durante el desarrollo del programa y al Dire y al Jefe de Estudios, por la flexibilidad y la comprensión durante todo el proceso…

A mi familia Portuguesa, por su hospitalidad, por abrirme su casa para que nos sintiéramos como en la nuestra, por todos los buenos momentos que hemos pasado y que aún nos quedan por pasar… muchas gracias a Carolina y Lionel.

Gracias a Jose y Esther, por todos esos momentos de apoyo y consejo… nadie como vosotros hacéis valer el proverbio…. “las buenas fuentes se conocen en las grandes sequías…”.  

Y por supuesto, gracias a mis alumnos y alumnas. Vosotros sois la motivación que me empuja a seguir creciendo como docente, cada uno de vosotros y vosotras sois parte de esta obra y seréis parte de mi vida, por los que fueron, por los que están y por los que serán….

RESUMEN/ABSTRACT (Español/ English)

INTRODUCCIÓN

El periodo previo al inicio de la adolescencia, la preadolescencia, es una etapa muy sensible y significativa en el desarrollo madurativo de las personas. El niño está próximo a comenzar una etapa convulsa donde configurará su personalidad y su ser social. El autoconcepto y, posteriormente, la autoestima son parte esencial y relevante para dicha configuración, disponiéndose en dos potentes armas para el desarrollo de la personalidad integral del individuo (González- Pienda, Núñez, González-Pumariega y García, 1997).

En ese espacio-tiempo, surge el centro escolar como elemento significativo dentro de la formación y desarrollo de los niños y niñas. Gran parte de su vida preadolescente y adolescente la desarrollarán en una institución educativa y será aquí, el lugar en el cual tenga experiencias vitales para su progreso y, sobre todo, donde comenzarán a formarse como personas que pronto deberán estar conviviendo en sociedad, tomando decisiones y siendo parte activa de la misma.

La sociedad actual vive inmersa en una vorágine consumista donde se ha mercantilizado todo aquello susceptible de serlo, centrando gran parte de su discurso economista en el culto al cuerpo y el planteamiento de unos estándares de belleza que se torna como los ideales por los cuales los individuos deben consumir para alcanzarlos. En todo ese remolino mercantil, se encuentran los futuros adultos inmersos en el inicio de una etapa de protesta, de apertura al mundo exterior y de autovaloración del sentido y ubicación dentro del contexto que cohabitan. La escuela, como parte de ese contexto cultural, debe ser el mecanismo que permita corregir la deriva social y no debe permitirse ser un mero espectador. Sin embargo, cabe plantearse cuál es el valor real de la actuación del Sistema Educativo nacional y, concretamente, el papel de algunos agentes del mismo.

Partimos del valor y la necesidad de un correcto desarrollo del autoconcepto y la autoestima en esta edad tan determinante y relevante dentro del desarrollo de la personalidad (González- Pienda et al., 1997). Del papel que juega la escuela como agente significativo (Barret et al., 1999; Haney y Durlak, 1998; Mestre y Frías, 1996; Rodríguez y Caño, 2012) y, específicamente en nuestro objeto de estudio, la importancia del área de Educación Física en aspectos tan ligados al desarrollo del autoconcepto y la autoestima, como es la imagen corporal. En el mismo sentido, somos conscientes del creciente aumento de las patologías relativas a la imagen corporal (Cuesta, 2013; Ortega, 2010; Vaquero et al., 2013) y una disminución en la edad en la cual comienza dicha preocupación por la imagen corporal (De Gracia, Marcó y Trujano, 2007; Trujano, Nava, de Gracia, Limón, Alatriste y Merino, 2010).

Por todo lo expuesto, queremos introducir nuestros objetivos de investigación, que recogen la motivación y el interés por trasladar la preocupación por el desarrollo del autoconcepto, la autoestima y la percepción corporal al ámbito educativo, concretamente, al área de Educación Física, como agente principal en el tratamiento de las nociones teóricas avanzadas anteriormente. Al igual, consideramos oportuno indagar sobre el papel que juega la condición física del preadolescente en relación con la construcción de la imagen corporal, como parte del desarrollo del autoconcepto y la autoestima.

METODOLOGÍA

Objetivo general A: Diseñar un programa de intervención basado en el juego motor, para promover la mejora de la autopercepción, la condición física y la composición corporal del alumnado de sexto curso de educación primaria participante en la investigación.

Objetivo general B: Conocer la  evolución de la percepción de la imagen corporal, la autoestima, el autoconcepto físico y los niveles de condición física del alumnado, asi como la relación establecida entre los mismos.

Objetivo general C: Indagar acerca de los efectos que la educación física escolar a través del programa de intervención ha tenido sobre el desarrollo de las competencias básicas, la transversalidad y los valores individuales y sociales del alumnado participante en la investigación.

Nuestro contexto de investigación se centra en el alumnado de sexto curso,  de dos grupos, de un centro educativo público de la localidad de Atarfe,  ubicado en el área metropolitana de Granada. Es considerado como centro de compensación educativa debido al carácter socio económico de las familias de la zona. La muestra asciende a un total de 41 alumnos y alumnas, de los cuales el 51,22% son chicas y el 48,78%, son chicos. Están divididos en dos grupos (A y B) de 20 y 21 alumnos y presentan, prácticamente, el mismo número de chicos y de chicas en ambos grupos. La edad comprende entre los 10 años hasta los 12 en la medición de septiembre y, en la medición de junio, entre los 11 años y los 13 años. En su gran mayoría son nativos de la localidad.

Se ha elaborado e implementado un programa de intervención basado en el juego motor, el cual gira en cuatro ejes fundamentales dentro del área de Educación Física: la salud, las actividades físicas organizadas, la mejora de la percepción corporal, de la autoestima y del autoconcepto, y un cuarto eje que hace referencia a la ocupación constructiva del ocio y el tiempo libre. Se articula en 10 unidades didácticas y ocupa un curso escolar completo acorde con los requisitos normativos, didácticos y pedagógicos de la literatura existente.

Nuestra investigación se inserta en el paradigma interpretativo con un diseño de corte mixto, donde se pretende conocer y comprender la realidad educativa existente en el entorno de la investigación para contribuir al corpus de conocimiento sobre la temática de investigación acción.

Las técnicas e instrumentos de producción de información cualitativa están  recogidas en el diario del profesor (a través de la ficha de García, 2010) y la utilización de un blog digital educativo a modo de portafolio digital donde el alumnado reflexiona sobre los temas que se van desarrollando a lo largo del programa de intervención. Por otro lado, las técnicas de corte cuantitativo se centran la obtención de información mediante la realización por parte del alumnado de la muestra de varios cuestionarios, medición antropométrica y composición corporal y una batería de pruebas físicas.

Los procedimientos seguidos han sido en primer lugar, el alumnado responde a varios cuestionarios donde se pretende recoger información sobre su autoconcepto físico (Escala de Autoconcepto físico de Marsh y Southerland adaptada por Ortega, 2010), la autoestima (Escala de Autoestima de Rosenberg, 1985), la imagen corporal percibida y deseada (Test de Collins, 1991) y datos referidos a la valoración de la Educación Física (Cuesta, 2013; Estévez, 2012; Ortega, 2010). De igual modo, al inicio del cuestionario se solicitan algunos datos sociométricos de los mismos. En segundo lugar, el alumnado de la muestra es medido y valorado en cuanto a su antropometría y su composición corporal. Para la obtención de la información antropométrica realizamos una medición de altura, peso, nivel de grasa corporal e índice de masa corporal (IMC) con el uso de técnicas de bioimpedancia. Por último, la condición física es valorada mediante la batería de pruebas Eurofit ampliada con algunos test que nos permitan estimar los tres componentes de la condición física salud (Torres-Guerrero, 2006). En cuanto a los instrumentos de análisis de los datos obtenidos hemos utilizado para la parte cualitativa el programa NUDIST y el programa de análisis estadístico S.P.S.S. 18.0.

RESULTADOS

Entre los resultados más relevantes, encontramos que el programa de intervención se muestra significativo para el alumnado, siendo este aspecto progresivo a lo largo del mismo, tanto en el plano conceptual como en el procedimental. De igual modo, el alumnado mostró mayor interés a la finalización del mismo y mostró mejor actitud en las sesiones diarias. Los resultados en el test de siluetas muestran diferencias entre la silueta percibida y deseada, tanto en chicos como en chicas, en ambos casos hacia una más delgada. La comparación de ambos valores según la fecha afirma una disminución de la insatisfacción de los primeros y un empeoramiento de las segundas. Los niveles de autoestima y autoconcepto físico son altos, muestran una actitud positiva hacia sí mismo (mayor en las chicas) y no se perciben torpes a nivel motriz. La comparación de los valores de IMC de una medición a otra manifiestan una mejora sustancial, disminuyendo el porcentaje de alumnado con obesidad y sobrepeso en la medición de Junio de 2013. Al igual, los resultados de los test motores muestran una mejoría en la última medición y arrojan, en líneas generales, una tendencia similar a lo apuntado a otras investigaciones similares. En nuestro caso, la mejoría es bastante apreciable que junto al descenso del porcentaje graso, nos indica un mejor estado físico de la muestra.

CONCLUSIONES

En cuanto a las conclusiones más importantes, el alumnado se muestra satisfecho con la participación en el programa de intervención, sintiéndose cercano al área de Educación Física y siendo ésta y el docente agentes significativos para ellos. La transmisión de valores educativos, la mejora competencial del alumnado nos muestra la importancia del desarrollo de propuestas organizadas de actividad física para lograr un desarrollo integral del alumnado y una mejora en la cohesión de un grupo de chicos y chicas en edad escolar. La propia interacción con su entorno físico y social ha promovido una mejor imagen positiva de si mismo, siendo las actividades físicas un espacio para potenciar su autoestima y su autoconcepto. El alumnado percibe su habilidad física y el progreso en las mismas. Lo hallado en la percepción corporal nos determina un mejor y consolidado autoconcepto físico relativo a la apariencia física en la muestra femenina pero nos avanza que están más influenciadas por la cultura de la delgadez, junto a su mayor edad madurativa, son las razones que nos determinan que son más reflexivas en comparación con la muestra masculina. Los valores altos en cuanto a la autoestima y el autoconcepto físico muestran la importancia de las actividades físicas para que el alumnado tome consciencia de su valía y su capacidad, convirtiéndose la Educación Física en un espacio de disfrute y mejora del conocimiento y valoración de sí mismo. Nos resulta interesante indicar que aquellos alumnos que se perciben en el plano motriz torpes, no se encuentran tan satisfechos consigo mismo al compararlos con aquellos que si se consideran hábiles, los cuales muestran mayor aprobación consigo mismos. Por otro lado, la correlación entre el índice de masa corporal  y % masa grasa, tanto a nivel global como por género y fecha presenta unos valores muy altos, lo que nos lleva a la consideración de que el IMC es un indicador apropiado para valorar el nivel nutricional del alumnado, por su facilidad en el cálculo y los valores de corte para niños y niñas se ajustan al sexo y la edad.

ENGLISH

As the stage that foregoes the onset of adolescence, preadolescence is a very sensitive and significant phase of human maturational development. Children are about to enter a turbulent time in their lives in which they will shape their personalities and grow as social beings. Self-concept and –subsequently- self-esteem are an essential part of this process and thus become powerful instruments that enable the integral development of personality (González- Pienda, Núñez, González-Pumariega and García, 1997).

In this context, school becomes an important element in the education and development of children, as the place where they will spend most of their preadolescence and adolescence. As such, it is the place in which they will have experiences that will shape their progress and, above all, it is where they will begin their education as people who will soon coexist with other people and make decisions as an active part of society.

Today’s society has been absorbed by a maelstrom of consumerism in which everything that could be commodified has become a product. A large part of this consumerist philosophy is focused on an obsession with physical fitness and appearance, creating beauty standards that are turned into guidelines on what to consume if one desires to attain such beauty. In the middle of this maelstrom, future adults are about to begin a new stage in their lives, a stage of protest in which they will open themselves to the rest of the world and must find their role and place in the context they live in. School, as a part of that cultural context, can’t afford to remain a mere observer. It must be the mechanism through which social drift is corrected. However, we must ask ourselves what the real value of the work made by the national education system is and, specifically, which the role of some of its agents is.

We begin by stating the importance and necessity of the correct development of self-concept and self-esteem at such a decisive and significant age for the development of personality (González- Pienda et al., 1997). We also acknowledge the importance of the role of school as a significant agent (Barret et al., 1999; Haney and Durlak, 1998; Mestre and Frías, 1996; Rodríguez and Caño, 2012), as well as the specific importance for the object of our research of Physical Education and its influence on critical aspects of the development of self-concept and self-esteem, such as body image.

In the same vein, we are aware of the growing increase of disorders related to body image (Cuesta, 2013; Ortega, 2010; Vaquero et al., 2013), and the decrease in the age at which this concern for body image begins (De Gracia, Marcó and Trujano, 2007; Trujano, Nava, de Gracia, Limón, Alatriste and Merino, 2010).

For the reasons stated above, we wish to introduce our research goals, which embody our motivation and interest for bringing the concern for the development of self-esteem and body perception into the field of education. More precisely, into the field of Physical Education, the main agent in the treatment of the aforementioned theoretical notions. Similarly, we consider it appropriate to enquire into the role of a preadolescent’s physical fitness in the building of body image, as part of the development of self-concept and self-esteem.

METHODOLOGY

General goal a): to design an intervention programme based on motor play to promote the improvement of self-perception, physical fitness and body composition of the 6th year students who took part in our research.

General goal b): to know the evolution of the students’ body image perception, self-esteem, physical self-concept and physical fitness levels, as well as the connection between them all.

General goal c): to enquire into the effects of the school’s physical education intervention programme on the development of basic skills, cross-curricular elements and social and individual values of the students who took part in our research.

Our research is focused on two groups of 6th year students from a public school in Atarfe, a town in the metropolitan area of Granada. The school is considered a compensatory education centre due to the socio-economic characteristics of families in the area. The sample is made up of 41 students, of which 51.22% are female and the remaining 48.78% male. They are divided in two groups (A and B) of respectively 20 and 21 students with roughly an equal number of males and females. Their ages spanned from 10 to 12 years old in the September measurement and from 11 to 13 in the June measurement. The vast majority are natives of the town.

We have created and implemented an intervention programme based on motor play, which revolves around four key aspects in the field of Physical Education: health, organised physical activity, the improvement of body perception, self-esteem and self-concept, and a fourth aspect that refers to the constructive use of free time. The programme is formed by 10 teaching units and spans a complete school year, in accordance with the normative, educational and pedagogical requirements of the existing literature on the matter.

Our research is rooted in the interpretive paradigm. It follows a mixed design that aims to know and understand the existing educational reality in the surrounding environment and thus contribute to the existing corpus on the subject of action research.

On the one hand, the instruments and methods that generate qualitative information have been registered on the teacher’s journal (according to the model provided by García, 2010) and through the use of an educational blog as a sort of digital portfolio where students reflect on the issues addressed during the intervention programme. On the other hand, quantitative methods are focused on obtaining information by subjecting the students to several questionnaires, anthropometric measurements, body composition measurements and a battery of physical tests.

We will describe the procedures that were followed during our research. Firstly, the students answered several questionnaires intended to obtain information about their physical self-concept (Marsh and Southerland’s Physical Self-Concept Scale as adapted by Ortega, 2010), their self-esteem (Rosenberg’s Self-Esteem Scale, 1985), their perceived and desired body image (Collins’ Test, 1991) and also obtain data about their opinion on Physical Education Cuesta, 2013; Estévez, 2012; Ortega, 2010). Likewise, at the beginning of the questionnaire students are asked about some of their sociometric data. Secondly, the students are subjected to anthropometric and body composition measurements and they are evaluated according to the results. In order to obtain their anthropometric information, we measure their height, weight, body fat percentage and body mass index (BMI) by means of bioimpedance techniques. Lastly, physical fitness is measured using the Eurofit Test Battery, along with various additional tests that allow us to estimate the three components of physical fitness/health (Torres-Guerrero, 2006). Regarding the qualitative part of the analysis of the resulting data, our instruments were the NUD*IST program and the SPSS 18.0 statistical analysis software package.

RESULTS

Among the most relevant results, we noted that the intervention programme was regarded as significant by the students. Their recognition of its importance grew progressively throughout the progress, from a conceptual and procedural point of view. In the same way, students showed a greater interest in the program by its conclusion and a better attitude in daily sessions over time. The results of Stunkard’s silhouette test show that there are differences between the perceived and the desired silhouette in both males and females. In both cases, they tend to prefer a slimmer silhouette. Comparing the results over time yields a decrease in the dissatisfaction of the former and an increase of that of the latter. The students possess high self-esteem and self-concept levels, show a positive attitude toward themselves (which is better in the case of the females) and don’t see themselves as clumsy in regard to their motor skills. A comparison of the BMI results from one measurement to another yields a substantial improvement, with a lower percentage of obese and overweight students in the measurement for June 2013. Likewise, motor tests show an improvement in the last measurement and in general reveal a similar trend to that detected by similar studies. In our case, it is a noticeable improvement that, along with the decrease in body fat percentage, indicates a better physical condition of the sample.

CONCLUSIONS

Regarding the most significant conclusions, the students seem satisfied with their involvement in the intervention programme feel close to the field of Physical Education. They perceive the subject and its teacher as significant agents. Their acquisition of educational values and the improvement in their skills show us the significance of organised physical activities to achieve the complete development of students and an improvement in the cohesiveness of groups of school-age children. Their own interaction with their social and physical environment has promoted a better self-image in them, and physical activities are a context in which they can strengthen their self-esteem and their self-concept. The students perceive their physical skills and their progress. Our findings in the area of body perception determine a better and more cohesive physical self-concept relative to physical appearance in the female sample, but they also show that females are more influenced by the culture of thinness. This, coupled with their greater developmental age, makes them more contemplative than the male sample. The high self-esteem and physical self-concept values show the importance of physical activities for the students to become aware of their worth and ability. Therefore, Physical Education becomes a time of enjoyment and improvement of one’s knowledge and self-assessment. We find it interesting that those students who perceive themselves as clumsy regarding their motor skills are not as satisfied with themselves as those who consider themselves skilled. In addition, the correlation between body mass index and body fat percentage yields high values both globally and sorted by gender and date. This leads us to the conclusion that BMI is an appropriate indicator for the evaluation of the students’ nutritional status, due to how easy it is to calculate and how the cut-off values for males and females correspond with sex and age.

Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: